Un polvo apasionado bajo el sol del desierto

+ 0 06:52

Descripción

Los padres de esta jovencita musulmana la controlan demasiado. Cuando no son ellos los que le están encima, la hacen vigilar por sus hermanos. Nunca puede tener sexo con nadie, ya que no le dejan ni siquiera tener amigos. Por eso, a empezado a aprovechar los paseos por el desierto para follarse a todos los hombres que puede. Los padres creen que los lleva a conocer el desierto para ayudar económicamente a la familia, pero nada de eso. Apenas se aleja un poco de la casa, se pone a comerles las pollas. Los tíos aprovechan para desnudarla y follársela bien follada bajo los rayos del sol, como hace este tío que le taladra bien el coño y la boca con una polla enorme.