Mi madre siempre se pone cachonda cuando vengo borracho a casa y acabamos follando

+ 1 44:09

Descripción

No hay nada como follarse a una madre como la mía, con dos grandes tetas y ese culo tan enorme, llena de tatuajes y tan cachonda perdida. Siempre que llego a casa, la encuentro vestida con poca ropa, pero cuando llego borracho, mi madre se pone muy cachonda, y me empieza a decir que es muy guarra cuando no estoy en casa, y que se pone cachonda imaginando cómo me saca la leche. No sabéis como se me pone la polla de dura y de grande, cuando me la toca por encima del pantalón.

Siempre que entro a casa, la encuentro casi desnuda, y a veces la he encontrado follando con otros hombres, y me he hecho muchas pajas asomándome a ver como se follaban a mi madre, sobre todo por esas tetas en las que me corro algunas noches cuando no aguanto más. La encanta follarme y grabarnos con el móvil, así luego puede masturbarse, no puede parar de follar porque es una madre muy guarra.